POESÍA: Coger el tren

Despierto y tú no estás, me parece normal.
Suspiro sobre mi café,
¿de qué le servirá tu presencia a mi corazón?

Si siempre tuve miedo a esta soledad
¿por qué permanezco en tu andén
si solo estás cuando estoy dispuesto hacer el amor?

No quiero más promesas que ya no se sostengan,
quiero explorar el mundo, por fin.

Me da igual que no te vengas, he aprendido a estar sin ti,
que hoy es nuestro aniversario y te prometo sonreír.
Para que me cuenten cuentos ya tengo los de Andersen
que he guardado en mi maleta para por fin coger el tren.

La gente en vagón me pregunta por ti,
me encojo de hombros y ya está.
Sonrío sin querer, paramos y bajo del tren.

Varios años después me he sacado el carnet,
soy un best-seller clásico.
Ya nunca pienso en ti de la forma que hacía ayer.

¿Qué más da tu pareja para saldar las cuentas
que tienes con tu propio interior?

No caigamos en la trampa que impone esta sociedad,
que uno solo puede, mucho más, que ese gran montón.
Para que me cuenten cuentos ya tengo los de Andersen
que mantengo en mi maleta cada vez que cojo el tren.

Los libros de esas estaciones que en mi vida recorrí,
y en cada uno de ellos mi verso está escrito así.
Para que así algunos puedan de esta experiencia comprender
que no hace falta dudar tanto cada vez que para el tren.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s